Archive
Categories

Artikel-Schlagworte: „liberal“

Who is Delegitimizing Israel?

by Manfred Kleine-Hartlage

[Original title: „Wer delegitimiert Israel?“, July 6, 2011, in korrektheiten.com; translation by the author]

On July 11, 2011, the Jewish Forum for Democracy and against anti-Semitism organized a discussion meeting with the journalist Ulrich Sahm in Berlin. The title of the event was:

Current forms of hostility Israel: Boycott – blockade runners – mass rush to the borders – Unilateral proclamation of a palestinian State

The organizers outline the issue as follows:

„Classical“ wars are no longer fashionable. The Palestinian intifada and suicide bombings are „working“ no longer as intended. Fence, wall and other Israeli measures have an effect. Therefore, „warfare“ has been replaced by „lawfare“. The struggle against Israel is „fought“ in universities, the Internet, in the UN and in other ways on a global level. This unarmed struggle is intended to delegitimize Israel, damage its economy through boycotts, and to roll over Israel’s borders with mass rallies.

This is obviously the case. The Arab-Islamic strategy to encircle and cut off Israel from its lifelines had to remain toothless as long as only the Islamic world itself was committed to it, whereas it would become a mortal threat to Israel if Europe supported it, and indeed the Muslim infiltration strategy in Europe is aiming not least at achieving just that.

There is no effective defense against these forms of struggle against Israel. (…) For the existence of Israel and the prestige of the state even among „good friends“ and „allies“, this sophisticated propaganda war is a real danger, to which Israel is exposed almost helplessly.

This, too, is correct. The question, however, is: Why is there no defense? Why is it possible to delegitimize Israel and organize boycotts?

What is Israel doing that is considered so terrible? It maintains a powerful fighting army („Militarism“!), it is welcoming only immigrants belonging to its own people („Racism!“), has built a fence to lock out potential terrorists from its own national territory („Apartheid !“), and refuses to allow the immigration of millions of Muslims („Islamophobia“).

In short, Israel’s policy aims at preserving the political, ethnic, religious and cultural identity of the own nation, and is answered with exactly the same defamatory demagogic slogans Europeans with similar political views have to face. The principles underlying these policies are exactly the ones Europeans are expected to (and made) refuse, and which are supported by a tsunami of globalist, multiculturalist, liberal, and pacifist propaganda, re-education, and brainwashing. The result with regard to Israel is as I described it in a letter to my Israeli fellow blogger Lila:

You are rightly complaining that the Germans, and even more so other European nations, have too little understanding for your situation and give you advice whose realization would be tantamount to national suicide for Israel. Now I ask you: Our own nation is committed to a morbide policy of self-dissolution and self-destruction – how can you expect such a nation to have an understanding of another that is fighting for its existence? How can you expect a nation that is deliberately destroying the German character of Germany (and even believes this to be an expression of particularly high moral standards) to support a policy that aims at preserving the Jewish character of Israel? And why should nations who open their own countries to Muslim mass immigration agree with you when you deny the Palestinians‘ „right to return“, rather than to embrace them to play multiculti with them?

The propaganda, the boycott calls, the delegitimization strategy of the Palestinians against Israel could never work if the nations of Europe had not been trained to regard the consolidation of Western nations as something „evil“, and to abandon – for fear of the „Nazi bludgeon“ – their existential self-interest. Anyone committed to and propagating this kind of training is actively delegitimizing Israel.

Under these circumstances, it ought to be a surprise that – not only, but not least – just Jewish organizations are promoting this ideology in a particularly committed manner, and that they are using the bludgeon mentioned with particular frequency and aggressiveness against dissidents. (Let’s just remember, as one example of many, how the well-known Jewish representative Michel Friedman, like a North Korean show trial prosecutor, tried to push Thilo Sarrazin into the Nazi corner during a TV debate, just because he had rightly warned that Germany is abolishing herself. The obvious conclusion is that Friedman simply wants Germany to abolish herself.) There are a lot of major Jewish organizations actively promoting multiculturalism and mass immigration, although mass immigration in Europe means immigration of millions of Muslims, and although they cannot have an illusion that not only complete islamization, but even just the existence of merely a substantial Muslim voters block would force European governments to engage in an anti-Israeli policy and to join the boycott policy suggested by the Muslims, ultimately throttling Israel.

Maybe these people don’t deliberately intend to undermine Israel, but when in doubt they accept its destruction rather than accepting strong gentile nations. Anti-Semites tend to blame the Jews and Jewish organizations for being loyal primarily to Israel. This is obviously a false perception, and we would be better off if it was true. The emotional (and, as it seems, rather superficial) sympathy of Jews for Israel notwithstanding, most of them are by no means commited Zionists. Their sympathy for Israel seems to be limited by what they believe to be their interest as a Jewish minority in Europe and America, and, given the actual anti-White and anti-national bias of their policies, they would rather betray Israel’s interest than give up their destructive policy towards the white nations. (There is even a minority of mostly Leftist Jews actively condemning and fighting Zionism just because they entirely reject the very concept of the nation-state and don’t want their utopian globalist views to be compromised by considering the interest of any nation, and be it a Jewish one.) Whatever lip-service they spend or even true emotional ties to Israel there may be: They have made the choice not to sacrifice their petty, narrow-minded, and destructive minority strategy, but rather to sacrifice Israel. As a collateral damage, so to speak.

Hostiliteten in mot Germans särar I: Anti-Tysken som är berättar- i det västra

[Machine translation. No liability for translation errors.Maskinöversättning. Inget ansvar för översättningsfel.]
Comments in English, please. View original article

Skriftligt vid Manfred Kleine-Hartlage

 

Översatt av J M Damon

 

Efter är en översättning av en blog som postas på http://korrektheiten.com/2011/08/02/deutschenfeindlichkeit-das-westliche-antideutsche-narrativ/

Blogen börjar:

[På 16 Juli 2011 författare gav en föreläsa för det Berlin institutet för State politik på betvinga av ”hostiliteten in mot Germans – en värdering” i samverkan med institutet 18th jagar av Lectures. Tyvärr det finns inte några inspelningar av denna högt intressant händelse.  Som svar på förfrågan har jag återuppbyggt mitt anförande från noterar. Sedan föreläsa är för lång för en singelblogartikel mig förmiddagen som postar den som en serie, början med ”Anti-Tysken som är berättar- i det västra.]

 

 

DEUTSCHENFEINDLICHKEIT (hostilitet in mot det tyska folket) är ett komplext fenomen.

 

Många bemannar, liksom Poles, franska, britt och judar, härbärgerar en traditionell harm mot den tyska peoplethaten daterar från understödjavärlden kriger, och föregående kriger.

I tillägg finns det en sort av den intellektuella hostiliteten in mot all sakertysk, som har mindre som ska göras med motvilja av Germans som folk än, ogillar, och skräck av den statliga tysken, som, det fruktas, ska blivet för kraftigt.

Det finns misstro av det tyska medborgareteckenet.

Det finns hostiliteten in mot all sakertysk, speciellt på delen av migranterna som bor här.

Det finns även en tysk hostilitet för bestämd myra bland germansna sig själv.

Det finns i faktum en hel ideologi som inkluderar som en av dess centralbeståndsdelar DEUTSCHFEINDLICHKEIT (hostiliteten in mot all tysk saker.)

[Betvinga av mitt föreläser var DEUTSCHENFEINDLICHKEIT eller hostiliteten in mot det tyska folket.

När i efter jag använder i första hand uttrycka DEUTSCHFEINDLICHKEIT (hostilitet in mot sakertysk) som motsatt toDEUTSCHENFEINDLICHKEIT (hostilitet in mot det tyska folket), den pröva I-förmiddagen att göra fri att I-förmiddagen som inte enkelt ser till hostiliteten in mot Germans, men ganska, i en bred och inklusive avkänning, till olika hostilitetar mot tysk saker och attribut i allmänhet, liksom den kulturella VOLKEN, det statligt, den allmänna tyska befolkningen, Etc.en]

 

Det olikt fasetterar och jämnar av detta komplex av hostilitetar isoleras inte eller kopplas från; de tränger igenom och förstärker varje annat och sammanfogning för att bilda en verklig fara för tysken VOLK.

Hostiliteten in mot sakertysken, som Goetz Kubitschek och Michael Paulwitz diskuterar i deras, bokar ”DEUTSCHE OPFER – FREMDE TÄTER” (tyska offer, utländska förövare: ) är endast en sida av mynta, som jag ska diskuterar sedermera.

Andra sidan av mynta är hostiliteten som finnas i vårt egna läger, som kombinerade med samlas flyttning skapar den verkliga faran av vårt passande en minoritet i eget eget land.

Självfallet skulle poserar detta ett hot till vår inhemska säkerhet.

”Inkluderar vårt egna läger” speciellt vårt driver elit, vars anti tyska hostilitet poserar ett strategiskt problem.

Den västra kulturen, som inkluderar Tyskland, bildar ett mer bred sammanhang.  Dess elit evinces den anti tyska hostiliteten som har mindre som ska göras med faktisk harm än med ideologi.

 

Det västra anti tyska berättar-

 

Den mest allmänningen och utbredda basen för hostilitet in mot sakertysk är vad I-appellen det västra anti tyska berättar-.

”Berättar-” är ett nytt uttryck i tysk – vi kunde också tala av en ideologi av historia.

I denna ideologi som är spridd by, filmar, litteratur och populära återgivningar av historia, Tyskland har föreställt en fara för dess grann i förflutnan, och stillbilden föreställer en potentiell fara.

För detta resonera Tysklandet måste fjättras, disempowereds och förtunnas, därför att det tyska medborgareteckenet är anti demokratiskt, överdrivet lydigt till etablerad myndighet som är collectivistic, benäget våld, warlike som är genocidal, Etc., Etc.

Närvarande daghistoriker är allmänt för sofistikerade att dra ett klart, och att rikta fodra mellan Luther, Frederick, Bismarck och Hitler, men dröja sig kvar verkställer av sådan propagandistic historiography är den stilla ganska märkbara todayen som uttrycks i thetendency till fest all tysk historia som förhistorian av den tredje reichen.

 

Man kan inte förstå detta begrepp av historia, om inte man förstår det historiska sammanhanget av européinbördeskriget som har rasat efter 1789.

[Hanno Kestings arbete GESCHICHTSPHILOSOPHIE UND WELTBÜRGERKRIEG. BIS ZUM OST-WEST-KONFLIKT (filosofi för DEUTUNGEN DER GESCHICHTE VON DER FRANZÖSISCHEN ROTATION av historia och den globala inbördeskriget: Signifikansen av historien av den franska rotationen till denVästra konflikten) som publiceras i 1959, är väl läsvärt i detta hänseende.

I dag är den icke tillgänglig även på antikvariska bokhandlar, men stilla bra arkiv har den – på några att klassa, har BERLINEREN STAATSBIBLIOTHEK (Berlin det statliga arkivet) den.],

 

Denna inbördeskrig slåss av anhängarna av tre ideologir som ändrar constantly deras namnger, behåller slogan och program men stilla en igenkännlig identitet och kontinuitet.

Vi handlar med två utopian, och den en non-utopian worldviews, Liberalism och socialismen på en räcker och vad kallas olikt Konservatism, reaktion eller enkelt den politiska rätten å andra sidan.

Utan hänsyn till deras skillnader har båda av utopian-revolutionären ideologirna identifierbara likheter som gör dem så grundläggande distinguishable från rätten att de kan spåras tillbaka till en allmänning ”Meta-ideologi.”,

Utopianen att närma sig antar att möjligheten av fridsam och civiliserad samlevnad bland mankind.

Skulle detta inte måste att vara ett mirakel, utan är snarlikt något som kan sketten som en materia naturligtvis.

För detta resonera en måste inte att undersöka och analysera grunderna av samhälle sig själv; en kan direkt och omgående förfölja genomförandet av paradiset på jord, endera till och med gradvist reform- eller revolutionärvåld.

 

Utopianideologirna antyder ett nummer av antaganden

 

Firstly rymmer utopiansamhällen att manen är vid naturgoda.

Samkvämet villkorar liksom ojämlikhet, och brist av frihet är ansvariga för den av ondoa existensen och måste därför landsförvisas.

Att närma sig av den politiska rätten är att manen är otillräcklig och svag och mired i arvsynd och måste därför rely på ett samkväm beställer för service.

Därför mäter ett bestämt av ojämlikhet, och träldom måste accepteras som nödvändig.

Alternativen är inte ”frihet, jämställdhet, broderskap” utan snarlika kaosar, våld och barbari.

 

Secondly rymmer Utopianideologir att samhälle kan rationally planeras; dess design är en materia av resonerar och insikten.

Rätten, vid kontrast, tror att vad är traditionell och etablerad, kan förstöras av kritik, men kan inte bytas ut av något som är bättre till och med rationellt, bearbetar.

Exempel av vad inte kan bytas ut av rationalism, är begreppen av familjen, tro, tradition och fatherlanden.

 

Thirdly rymmer Utopiansamhällen att vad är ”godan” (liksom frihet och jämställdhet) kan rationally innebäras, således är theGood culturally vilden och universal giltigt.

De tror att mankind kan friköpas, om Utopiaen som härledas från insiktprinciper kan globalt introduceras.

För högerman å andra sidan, är varje kultur ett unikt, unplanned, och det irreproducible svaret till det elementärt ifrågasätter av ett ordningsamt samhälle är huruvida möjligheten.

Rätten betonar legitimiteten av detaljen som motsatt till giltigheten av den universella ideologin.

 

Fourthly härbärgerar Utopiansamhällen tron att samhälle måste att definieras och analyseras enligt deras normal.

Dessa normal består av en ståndpunkt av norms ganska än fakta – således ”vad bör vara” trumfer ”vad är.”,

De härledas från rätter ganska än arbetsuppgiftar.

Utopianbegreppet av samhälle förväxlar sig med ”resonerar och insikten”, därför att det byggs på overkliga aningar i stället för ofullbordad verklighet och missförstår sig thus för ”godan.”,

Resonera Utopia missförstår sig för ”godan” är, därför att den intäkter från antagandet, som bemannar självt, är bra, och denna antyder att ”dåligan” bor i samkväm strukturerar och inklusive tradition för begrepp, artiklar av tro, arbetsuppgift, Etc.

I deras långt av tänkande om strukturerar, är dåligan som försvararna av dessa strukturerar måste jämväl vara dåligan.

Självfallet kan tolerans inte vara ett baserat på sådan begrepp av samhälle; mindre den övas, mindre dess anhängarekänselförnimmelsen behovet för den.

 

Utopianbegreppet av samhälle producerar ett apokalyptiskt begrepp av politik, som politiken är en ansträngning enligt mellan överheten av ljust och av mörker.

Kriga märkas inte som tragiskt och inescapable, därför.

Det märkas, som befogat, när det föras för revolutionära syften och ämnar.

Isåfall är varje grymhet godtagbar.

Utopianbegreppet märker kriger som brottsling, när det föras för counterrevolutionary syften och ämnar, och därefter tas hjälpmedlet, som det föras av, inte in i övervägande.

 

Och vad allt måste detta att göra med hostilitet mot all tysk saker?

 

Om vi tänker ut av det 20th århundradet kriger, som delar av en global ideologisk inbördeskrig, Tyskland föreställer självfallet rätten.

Tysklandet kunde aldrig acceptera idén som kriger föras för att komma med om ”godan beställer” liksom ”kriger för att avsluta alla kriger.”,

Denna Utopianidé resulterar i ett apokalyptiskt begrepp av politik.

Idén av ”godan kriger” är delen av utopianen som begreppet av liberalistvärlden beställer som förfölt av de västra ”demokratierna” såväl som varianten av kommunism som förföljas av sovjet – union.

Beskyllningen, som Tysklandet strävade för världsdominans, som sattes framåtriktat på början av det 20th århundradet som skulle, har varit absurd om även inte lyftt av den Anglo saxonen, driver!

På varje ögonblick av de 19th och 20th århundradena var de länder oändligt närmare världsdominans, än Tysklandet var någonsin, och de fortsätter för att vara så i det 21st århundradet.

 

Nationer, som skyddades av trångsynt geografi historically har historically skämmt bort i djärvt tänkande, och tack till denna geografi, har varit kompetent att förfölja global expansionistpolitik.

Den frisinnade nya världen beställer det syntes på världen arrangerar, för den första världen War var också en passande ideologi för den tänkande globala utopianen, sedan imperialistic driva, förgrena sig politiken som fungeras som det beväpnat, av Utopia.

Det är inte riktigt att en var bara en fungera av annat.

Båda aspekter av Anglo politik för saxonen (och bestämt amerikanen)) var aspekter av en och den samma överenskommelsen av politik.

 

Vid kontrast föreställd hospitaliserad kontra-rotation för Tyskland traditionellt.

Den tänkande Globalist utopianen var främmande till tysken driver elit, sedan de vände mot verkligheten av reglering ett statligt som hotades constantly från insidan såväl som yttersidan.

Deras politiska horisont var kontinental som motsatt till trångsynt, och, så de angicks med befästningen av vad fanns faktiskt.

Reichen adopterade sannerligen liberal, demokratiskt och även socialistiska idéer – betrakta den Bismarckian sociala lagstiftningen.

Emellertid gjorde den så endast på villkorar att dessa skulle idéer konsoliderar det existerande beställer.

Dörren var öppen för att socialistiska idéer ska framkalla, men de skulle är aldrig tillåtna att förstöra det existerande beställer.

 

Detta politiska begrepp (avstående av revolutionära eller utopianpolitik) som är beslutsamt politiken inte endast av konservativ person, men av liberal person som väl och ultimately även politiken av socialdemokraterna.

Tendensen till funderare i revolutionär och utopian benämner var enkelt främmande till Tysklandet – den var för svag, och utsatt till försök som ändrar världen, beställa eller att underhålla idéer av världserövring.

Emellertid var Tysklandet åtminstone potentiellt stark nog att komma med Europa in i dess sphere av påverkan, och thus beställer kvarteretableringen av en ny värld; och om Europa gick att vara riktig till dess känt, skulle den måste att göra jämväl.

 

Kriga mot Tysklandet, som, som Winston Churchill observerade, var i faktum, trettio år kriger att vara från 1914 – 1945, självfallet slåss inte som svar på några ”brott” som begicks av medborgaresocialisterna.

I stället kriger det trettio året kriger mot Tyskland slåss för att tvinga Europa in i liberalist-utopianen som världen beställer, och den Anglo Saxonspheren av kontrollerar.

Tysklandet prenumererade inte till någon storstilad princip som den önskade att göra verklig.

Det var en nation som in rotades, hårdnar verklighet vars beställer, och mål härleddes inte från utopiandesigner men praktisk nödvändighet.

Germansna hade ingen abstrakt lojalitet in mot liberal eller ”demokratiska” ideal, och detta är vad kom med på den propagandistic beskyllningen av att vara överdrivet lydig.

 

Tysklandet låtsade inte för att slåss för universell salighet, därför måste den att försvara intresserar som definierades inte ideologically utan ganska ethnically.

Tyskland fiender konstruerade denna som ”nationalism.”,

I faktum värderar Tysklandet kämpat för kollektivt i stället för individberättiganden.

Det var inte tillfälligheten att ett strömtema i tysk sociologi var Ferdinand Tönnies‘ oppositionofGEMEINSCHAFT (gemenskapen) till GESELLSCHAFTEN (samhälle.)

Detta är vad som utgöras ”collectivismen” av vilket germansna anklagades.

Kollektiva ideal är operativa, när endast de ankras i äktaa sinnesrörelser, källan av klichén av tysk ”romanticism” och ”irrationality.”,

 

I kort stavelse figurerar fakta, som germansna var olika och tänkt olikt från de Anglo saxonsna, och som de hade ingen avkänning av Utopia, men ganska föreställt en fara för dess globala genomförande som göras dem den främsta fienden, för den tänkande västra utopianen.

Klichéerna om det tyska medborgareteckenet föreställer den förvridna och demagogically tendentiösa beskrivningen av tendenser och dispositioner som var faktiskt (och stilla var) gåva.

Dessa klichéer var oumbärliga, därför att en landsnågot liknandeTyskland inte kunde ha råd med globalistic Utopianism.

Som vi ser i dag, kan Tysklandstillbilden inte ha råd med den.

Huruvida bemannar sig den Anglo saxonen kan fortsätta för att ha råd med den återstår att ses…,

 

[Del II av det DEUTSCHENFEINDLICHKEIT ska avtalet med adoptionen av den västra anti-Tysken som är berättar- vid germansna sig själv och följderna som har uppstått från denna.

 

****************,

 

Översättaren är ”en Germanophilic Germanist” vem försök att göra anmärkningsvärda tyskartiklar tillgängliga till Germanophiles som inte läser tysk.

 

 

 

 

 

 

 

 

Diesen Beitrag weiterlesen »

Críticas liberales y conservadoras del Islam

[Machine translation. No liability for translation errors. Traducción automática. No nos hacemos responsables de errores de traducción.]
Comments in English, please. View original article

Un texto publicado originalmente en alemán en pi-news.net (“und Islamkritik konservative de Liberale „), destacando el hueco ideológico entre las dos alas del movimiento anti-Islámico en Europa, y estando a favor de críticas más conservadoras del Islam.

Espero que las personas de habla inglesa nativas excusen los muchos errores en la traducción. Habría podido evitarlos por primer anotando la traducción, entonces leyendo. Pero esto es un vídeo, y me prepuse preservar su carácter oral.

Diesen Beitrag weiterlesen »

Hostilidad hacia la parte III de los alemanes: Culpabilidad blanca y chauvinismo islámico

[Machine translation. No liability for translation errors. Traducción automática. No nos hacemos responsables de errores de traducción.]
Comments in English, please. View original article

Hostilidad hacia la parte III de los alemanes:
Culpabilidad blanca y chauvinismo islámico

Escrito por Manfred Kleine-Hartlage

Traducido por J M Damon

Una traducción de un blog alemán fijado en

[Lo que sigue es parte III de mi conferencia “hostilidad hacia los alemanes – tomando la acción” que fue presentada al für Staatspolitik (instituto de Institut para la política del estado) como parte del décimo octavo coloquio de Berlín el 16 de julio de 2011.]

Extensión del Paradign de la hostilidad alemana anti
al oeste entero

Como hemos visto, la hostilidad hacia Alemania y alemanes existe en tres niveles.
En (el primer) nivel más bajo, es la clase de hostilidad o de antagonismo que se dirijan hacia un Volk o una gente específico (en nuestro caso los alemanes.)
En este nivel nos estamos ocupando de los resentimientos simples que fechan a los antagonismos anteriores (tales como ésos con los postes, el inglés y los judíos.)
En (en segundo lugar) un nivel más alto, la hostilidad alemana anti es la expresión de una clase de ideología globalistic.
Alemania fue asumida históricamente para ser el antagonista prinipal (el “mal quintaesencial „), y Alemania se podría otra vez ver esta manera.
Estos antagonismos han llevado a la hostilidad en (un tercer) nivel aún más abstracto.
El antagonismo contra la gente alemana es parte de un síndrome ideológico que se dirija contra la existencia de grupos nacionales por sí mismo, particularmente contra blancos.

Actualmente, la ideología alemana anti universalized a un paradigma blanco de la culpabilidad. Según el paradigma blanco de la culpabilidad, cargan a la gente blanca con culpabilidad debido a su naturaleza malvada. El paradigma incluye la extensión de la ideología alemana anti a todos los países del oeste, y su “culpabilidad” toma formas diversas incluyendo colonialismo, la exterminación de indios americanos (junto con otras personas indígenas) e incluso la esclavitud africana.

Culpan a la gente blanca por esclavitud africana a pesar de que era un breve interludio en cultura occidental y es además una institución bendecida por Alá, de acuerdo con ley islámica. Todavía oficioso se practica en muchos países islámicos y todavía sería practicada en África si el oeste no la había suprimido. Según el paradigma blanco de la culpabilidad, los estados occidentales deben pagar por su culpabilidad entregando sus tierras a la invasión de la gente de color de todas partes del mundo. Este paradigma “político correcto” ha elevado la autodestrucción a una virtud oficial y a un imperativo moral en casi todos los países occidentales.

Este genocidio uno mismo-asignado por mandato en el oeste implica la inmigración total más que simplemente de permiso, puesto que el globalismo apunta suprimir más que apenas a grupos nacionales. De acuerdo con su génesis de la aclaración, y en nombre de la Utopía del hombre Uno mismo-Crear, toma objetivo en todos los lazos preexistentes.

Entre estos lazos incluyen a la familia y todas las diferenciaciones género-específicas. En este asalto en las instituciones occidentales, el globalismo utiliza lemas tales como “integración del factor de igualdad en el conjunto de las políticas” y las “familias del remiendo,” y él aboga la homosexualidad, moralejas sexuales hedonistic, aborto; etc.
El globalismo se opone generalmente a la idea que el hombre pueda ser más que un individuo atomizado, y rechaza la posibilidad que el hombre puede ser parte de una totalidad trascendente, una parte integrante de una progresión natural de generaciones. No podemos proscribir al parecer totalmente la idea de la responsabilidad de esos nacidos después de que nosotros – nace al parecer en nosotros.

Sin embargo, el utopianism globalistic ha tenido éxito en el desalojamiento de ella de su embedment en una cadena real de generaciones y la ha transferido a un nivel totalmente abstracto. Esto era todo el más fácil porque la responsabilidad de una “humanidad abstracta” o de la “creación” se adapta idealmente para aliviar al individuo de la responsabilidad real de su propia vida así como de las vidas de sus niños.
El individuo “liberado así” paga su “liberación” con la ayuda política para los proyectos más o menos totalitarios para el éxtasis de toda la humanidad.

Innecesario decir, el globalismo intenta privar la religión (especialmente cristianismo) de su autenticidad, pues los cristianos oficiales con el estado van alrededor a proclamar que eso “todas las religiones se esfuerzan para la misma meta”. Esta idea es altamente sospechada a los seguidores de “todas las religiones” excepto cristianismo, pero irrita a occidentales no más que la objeción tradicional y obvia: ¿si todas las religiones se esfuerzan para la misma cosa, por qué hay tan muchas diversas religiones? La demanda de la religión cristiana a la verdad, cuyos artículos de la fe centrales incluyen la creencia que el hombre solamente no puede redimirse, interrumpe la realización de la aclaración Utopía. Por este motivo, el folclore religioso tradicional muy pequeño tiene que sobrevivir.

Es necesario que el Globalists ancle este síndrome ideológico en más que apenas nuestras cabezas, sin embargo. Si ése era todo se requiere que, podría ser desplazada fácilmente por la argumentación. El síndrome también se ancla estructural en una red internacional de la élite cuyos seguidores se obliguen a apoyar este paradigma ideológico. Además, se incluye en estado variado incontable e instituciones no gubernamentales. La fuerza que está minando voluntad y la capacidad para la presunción entre gente europea no es apenas la ideología sí mismo, pero bastante una estructura compleja que los emplear esta ideología y se dedica a la destrucción de nuestra gente.

Chauvinismo islámico

Las estructuras de la familia, de Volk y de la religión han proporcionado tradicionalmente solidaridad en las sociedades occidentales, pero ahora se están desmontando ideológico. Ahora atomizan a las sociedades occidentales mientras que son enfrentadas con la inmigración masiva por los musulmanes, cuya no infectan a sociedad con ideologías autodestructivas.

Se entiende bien que el Islam no es simplemente una religión sino bastante una ideología social y una orden social también. Es una orden social que se programa para ser autoestabilizadora. El Islam subraya todo que mantiene a la sociedad humana unida. El equilibrio frágil y complejo de fuerzas centrífugas y centrípetas, de libertades y de restricciones, de las derechas y de los deberes que ha caracterizado siempre a sociedades cristianas es extranjero al Islam. Este equilibrio ha sido interrumpido hoy en el oeste por las fuerzas centrífugas y que emancipaban que han ganado la ventaja.

La distinción entre “nosotros” y “usted,” entre los creyentes y los no creyentes, somos centrales a la religión del Islam. Esta distinción no es una adición coincidente de las Edades Medias que se pueden suprimir arbitrariamente de su religión. Bastante, es inherente en sus imágenes de dios y del hombre.
Si no hacen el hombre en la imagen de dios, pues el postulado de los cristianos y de los judíos, pero es en lugar de otro invención y propiedad puras, de hecho un esclavo de su creador, después presentación total a Alá (“Islam „) es la única relación apropiada.
Así los musulmanes son a priori una mejor gente que no-Musulmanes, puesto que los no-Musulmanes se oponen a Alá, que es afrentado por su misma existencia.
En apoyo de tal intolerancia el Corán no ahorra diatribas del odio contra los “no creyentes” cuya inferioridad y depravación comprende una suposición básica de Islam. Así la ley de la enemistad debe permanecer en efecto entre los musulmanes y los no-Musulmanes hasta el triunfo mundial del Islam.

Bajo tales suposiciones, un carácter de la autocrítica no puede convertirse.
El Corán se opone a la advertencia bíblica “juez no, a fin de también le juzguen” con “nosotros sea la mejor sociedad que existió nunca entre hombres, nosotros se esfuerce para el bueno y prohíba el mal, y creemos en Alá.” Su camisa por supuesto puede caber más comodamente que su capa, y así que un turco por ejemplo puede todavía favorecer el bienestar de su propia gente sobre el de los árabes (sin mencionar los Kurds.)

La aserción fundamental que la humanidad debe ser considerada a través de los vidrios de Nosotros-usted relación también presenta el worldview de musulmanes menos religiosos. En países tales como Turquía inspira chauvinismo étnico también.
El hecho de que la gente musulmán pueda ser enemigos de una otros no interfiere con su formación nosotros agrupa en la oposición a los no creyentes.
La solidaridad musulmán contra no creyentes es de hecho la norma social central del Islam.

De esto se presenta la imposibilidad para los musulmanes de formar un accesorio a una nación de los no-Musulmanes, a menos que se restrinja a las legalidades formales tales como obtención de ciudadanía. Este más futuro ilustra la imposibilidad de los musulmanes que forman los accesorios a los grupos de los no-Musulmanes. En su opinión, poner un valor más alto en solidaridad con una nación no musulmán que solidaridad entre musulmanes sería tan inmoral que sería una imposibilidad absoluta.

Si es una sociedad el “musulmán” o no depende de la dirección política.
Por ejemplo, si los musulmanes ocuparon posiciones de la dirección, podrían mirar Alemania como país musulmán. El Volk alemán, al cual podrían entonces ser leal, en su opinión, consistiría en musulmanes como ellos mismos. El resto del alemán Volk entonces sería antes simple Dhimmis, una minoría étnica y religiosa que tolerarían y considerarían no más el “alemán.”

Estos rasgos dotan Islam con una capacidad colectiva enorme de despachar con éxito sus programas, especialmente contra el oeste degenerado. Es evidente que una sociedad cuya imagen del mundo entero se emplea Nosotros-usted diferenciación está segura de tener la ventaja en confrontaciones con una sociedad que esté inconsciente de tal distinción, e incluso la consideraría inmoral.

El desprecio del Islam para los no creyentes, que es una parte integrante de su worldview, da vuelta para odiar cuando los no creyentes son predominantes.
Tal odio no se dirige actualmente específicamente en los alemanes particularmente – los alemanes son generalmente más populares en el mundo islámico que otras personas occidentales. En lugar, se dirige contra cualquier sociedad sucede estar en la mayoría, que en Alemania sucede ser el “Scheiß-Deutschen” (los alemanes Shitty).

De todos modos una toma de posesión musulmán es posible solamente debido a los esfuerzos de un cártel de los funcionarios internacionales de la élite que han adoptado y han internado una utopía globalistic. En el análisis final, este cártel constituye el partido revolucionario de la guerra civil europea que no sólo permite que este proceso ocurra, sino lo promueva activamente. En hacer esto, está aprovechando a su carro los intereses especiales de la izquierda política junto con minorías de cada descripción. Las minorías lo están sirviendo muy bien.

Diesen Beitrag weiterlesen »

Hostilidad hacia la parte II de los alemanes: Ideología alemana del Uno mismo-Odio y del izquierdista

[Machine translation. No liability for translation errors. Traducción automática. No nos hacemos responsables de errores de traducción.]
Comments in English, please. View original article

Escrito por Manfred Kleine-Hartlage  

Traducido por J M Damon

http://korrektheiten.com/2011/08/04/deutschenfeindlichkeit-teil-2-deutscher-selbsthass-und-linke-ideologie/ >

[Parte I de mi conferencia en “hostilidad hacia los alemanes” ocupados de la ideología que ha resultado de la narrativa alemana anti en el oeste.
Describí cómo y porqué esta ideología ha sido siempre y será siempre inadecuada para Alemania.
En la sección siguiente discuto las consecuencias que derivan necesariamente de la adopción de esta narrativa de los alemanes ellos mismos.
En conclusión discuto el papel desempeñado por ideología izquierdista en el complejo total de la hostilidad hacia alemanes.]

Adopción alemana de la narrativa alemana anti occidental

Como resultado del efecto potente de diversos lugares de la propaganda americana después de la Segunda Guerra Mundial, un cambio cataclísmico ocurrió en el pensamiento político alemán. Era un cambio en dirección de la ideología sajona Anglo del liberalismo revolucionario y del marxismo posterior. En ambos casos consistió en la aceptación de las suposiciones básicas de la Meta-Ideología revolucionaria.

Entre otras cosas, esto nos creó “- usted” diferenciación basada en ideología bastante que pertenencia étnica o base política nacional.   La nueva norma fue aceptada como cosa rutinaria, hasta que “” fuéramos no más alemanes o aún los europeos. “” Hicimos un partido en la guerra civil ideológica global (“el oeste,” “comunidad occidental de valores,” o “el mundo libre „). “” Hicimos quienquiera compartimos ideales utópicos revolucionarios.

Después del fallecimiento de la Unión Soviética porciones siempre más grandes de la izquierda han venido de visita a esto “nosotros,” al igual que muy obvio del cometa como carreras del “` anterior 68ers”.

Para los poderes victoriosos, esta nueva definición del Nosotros-grupo, sobre la base de la lealtad ideológica significada una contradicción latente en su uno mismo-identidad como naciones. Esto era verdad no sólo para los rusos, que habían luchado más para la madre Rusia que el comunismo (pero cuya victoria sirvió comunismo más que Rusia); era también verdad para los americanos y británico. No era fácil comparar “mi país derecho o incorrecto” con el último esquema “haga la caja fuerte del mundo para la democracia. ” Pues hemos visto, estas contradicciones estaban apenas latentes para los aliados del tiempo de guerra puesto que habían luchado como naciones bastante que como portadores estándar para las ideas abstractas.

Entre nosotros los alemanes las contradicciones eran más que latentes. No podrían ser ignorados instante que adoptamos las narrativas y las ideologías utópicas de nuestros enemigos victoriosos, como hicimos después de la Segunda Guerra Mundial. Un nacional “que agrupamos” es una comunidad del supragenerational que incluye las últimas generaciones así como ésas con todo venir. La lógica que obliga a un canciller alemán al participte en celebraciones de victoria aliadas en París, Normandía y Moscú implica que ambas guerras mundiales eran batallas en guerras civiles europeas y globales.
Eran luchas gigantescas ganadas por “la comunidad occidental de valores” o simplemente “democracia” (en el caso de Rusia, era ideología utópica como tal) sobre las fuerzas de la oscuridad, y desde “nosotros” (los alemanes reeducados, reconstruidos) pertenecimos a esta comunidad de valores, “” estábamos entre los vencedores mientras que “los alemanes” (es decir la gente extraña que se llamaron “los alemanes „), la encarnación de todo el mal, eran los perdedores.

La adopción alemana de la ideología occidental y de la Meta-Ideología en general implica una pérdida de identificación con nuestro propio VOLK. Nos obliga a que consideremos nuestro propio VOLK como el enemigo, para aborrecerse mientras que una consecuencia del mal y odiar nuestros los propio se abstiene de. Alemania es el único país en el mundo que erige los monumentos a los traidores y a los desertores, el único país en el cual se considera ejemplar escupir en el sepulcro de sus abuelos. La narrativa histórica de los vencedores – con sus conceptos políticos globales, su worldview utópico exagerado – puede nunca ser la narrativa de los alemanes que quieren ser alemanes. Si la adoptan, estará al precio de uno mismo-borradura. La contradicción entre ser alemana y ser parte de un tema histórico llamado “comunidad occidental de valores” es abismal.

El problema se subraya bastante que solucionado por esfuerzos cojos para unir incompatibles en compromisos formulistas tales como “patriotismo constitucional.”
Esta hostilidad hacia su VOLK es específicamente alemana, al igual que es ilustrada que por el hecho de que los supuestos “alemanes antis” (pues se llaman!) comprenden único agrupar político eso se refiere sí mismo con la palabra “alemán.”  Ni siquiera los neonazis hacen eso, mientras que se refieren ellos mismos simplemente como “nacionales,” acentuando que consideran nacionalismo ser algo bueno en sí mismo – no sólo para los alemanes pero para todo el mundo. Los alemanes antis, por el contrario, expresan el deseo opuesto: quieren suprimir el VOLK alemán, pero no no necesariamente el mismo concepto VOLK. Interesante, están intentando hacer esto con la racionalización ideológica, exacto qué identifiqué como la fundación de la hostilidad alemana anti en la parte I de esta serie: La idea que Alemania sea (o era) el epítome del utopista anti, fuerza contrarrevolucionario globalistic anti va normalmente sin especificar excepto entre alemanes antis. Mi análisis no es lejano quitado del de los alemanes antis; solamente se invierten los prefijos de calificación.

Ideología izquierdista

La lógica interna obliga a las sociedades que apoyan las suposiciones fundamentales del Utopianism liberal para hacer rápidamente implicadas con su gemelo hostil, marxismo – socialismo. De modo general podemos referirles ambas como ideología izquierdista. Quienquiera condena los desequilibrios del poder de la sociedad sobre la base que no están fundados en racionalismo, y creen que estos desequilibrios son malvados y que se deben sellar hacia fuera, no debe ser sorprendida cuando el desequilibrio entre rico y pobre también viene debajo de los retículos de las críticas. Quienquiera defiende la libertad y la igualdad como universal válida, y como valores básicos de la sociedad, tiene que ocuparse de la oposición a la libertad en nombre de igualdad. Los marxistas que se oponen activamente al capital porque su poder no es racional legítimo pero se presentan bastante con el automatismo (derivado de la naturaleza del capitalismo sí mismo), llevando a la maestría de una clase sobre la otra, confían en la misma lógica que los liberales que polemicize contra iglesia y rey. En marxistas de algunos respetos sea más constante que liberales, puesto que condenan todas las desigualdades sociales. Por ejemplo, condenan la desigualdad entre los ricos y los pobres; empleado y parados; el ciudadano y el estado; y entre los padres y niños así como mayoría y minoría (étnico o religioso).

Del punto de la ideología izquierdista el partido más potente es ilegítimo simplemente porque es más potente. Esto implica que no debe ser permitida tratar del más débil en base de igualdad “simplemente formal” antes de la ley, pero debe ser perjudicada activamente. Correspondientemente, desde este punto de vista, no es injusticia para pillar a los ricos en.beneficio de los pobres o del empleados en.beneficio de los parados. La ideología izquierdista asume que la ley y el estado son represivos, puesto que utilizan el mismo palillo de medición para medir entidades disímiles, en vez de causar cuál es desigual ser igual; e innecesario decir, no hay leyes para proteger a la mayoría contra la minoría. En la página 28 de “DEUTSCHE OPFER, FREMDE TÄTER” Götz Kubitschek y Michael Paulwitz citan una posición típicamente izquierdista que afirma que el racismo contra alemanes no puede existir. Esto es porque el racismo es un medio de la represión que por natureza no se puede infligir en una mayoría por una minoría debido al poco poder social de la minoría de hacer cumplir su voluntad.

En lengua simple esto significa que el “partido más débil,” es decir, una minoría étnica, está permitido hacer todo, mientras que el “más fuertes” (en Alemania, los alemanes) no se permiten hacer cualquier cosa, pero debe aguantar todo.
El poder que se supone para ser más fuerte es el poder malvado puesto que se beneficia de la represión alegada (esa él también refuerza automáticamente.)

Además: puesto que la simple existencia de la disparidad del poder es el “mal” que se hará frente y de combate, una injusticia de “igualación” tardía será suficiente no más.
La misma base del desequilibrio del poder debe ser eliminada: riqueza sí mismo; o, como está especialmente en relación con nuestro tema, la mayoría étnica debe ser eliminada.
Desde el punto de vista de la izquierda, una mayoría VOLK o el grupo étnico no tiene ningún derecho a existir.

La izquierda no se satisface con la representación de los intereses del “débil; ” se determina para delegitimize “el fuerte. ” En nuestro país la izquierda deligitimizes los intereses de alemanes, los cristianos, los hombres, nonfeminist o las mujeres nonlesbian, los blancos, los heterosexuales y los trabajadores ganancioso empleados. Es decir la izquierda se opone a los intereses de la mayoría y busca a cualquier fuerza a estas mayorías en la minoría o bien las aniquila en conjunto. Ésta es la lógica detrás de la política de-Cristianización, de-Germanization, de-Europeanization, de feminización y de la promoción de la homosexualidad.
Solamente empleado ganancioso no puede ser suprimido; sin embargo, es permitido escoger sus bolsillos, puesto que se han colocado en un mal y una posición represiva apenas existiendo de las frutas sus los propio trabajo.

Es evidente que tal política no puede posiblemente ser democrática, puesto que se dirige sistemáticamente contra la mayoría. Así la ideología izquierdista da lugar naturalmente a la propagación del demophobia (miedo de las masas), de la de-democratización y de los golpes de estado. Por supuesto encuentra a aliados en minorías de cada descripción.

Todo el esto tiene que hacer con la psicología de minorías generalmente que es caracterizada por resentimientos profundos. Las minorías sienten que la manera de vida de la mayoría, en quien están incapaces y poco dispuestas de participar, se debe por lo menos estropear para la mayoría. Un buen ejemplo del resentimiento de la minoría es el vago que orina en el vestíbulo del banco. El racismo contra alemanes es apenas una variación de esta clase de resentimiento aunque significativo.
Búsquedas izquierdistas de la ideología para movilizar tal efecto destructor.

Diesen Beitrag weiterlesen »

La hostilidad hacia alemanes pieza I: La narrativa Anti-Alemana en el oeste

[Machine translation. No liability for translation errors. Traducción automática. No nos hacemos responsables de errores de traducción.]
Comments in English, please. View original article

Escrito por Manfred Kleine-Hartlage

 

Traducido por J M Damon

 

Lo que sigue es una traducción de un blog fijado en http://korrektheiten.com/2011/08/02/deutschenfeindlichkeit-das-westliche-antideutsche-narrativ/

El blog comienza:

[El 16 de julio de 2011 el autor dio una conferencia ante el instituto de Berlín para la política del estado a propósito de la “hostilidad hacia alemanes – una valoración” conjuntamente con el décimo octavo curso de conferencias del instituto. Desafortunadamente no hay grabaciones de este acontecimiento altamente interesante.  En respuesta a peticiones, he reconstituido mi discurso de notas. Puesto que la conferencia es demasiado larga para un solo artículo del blog que lo estoy fijando como serie, empezando por “la narrativa Anti-Alemana en el oeste.]

 

 

DEUTSCHENFEINDLICHKEIT (hostilidad hacia la gente alemana) es un fenómeno complejo.

 

Mucha gente, tal como postes, francés, británicos y judíos, abriga un resentimiento tradicional contra las fechas alemanas del peoplethat de la Segunda Guerra Mundial y de las guerras precedentes.

Además, hay una clase de hostilidad intelectual hacia todo el alemán de las cosas que tenga menos a hacer con la aversión de alemanes como gente que tenga aversión y miedo del estado alemán, que, él se teme, llegará a ser demasiado potente.

Hay desconfianza del carácter nacional alemán.

Hay hostilidad hacia todo el alemán de las cosas, especialmente de parte de los nómadas que viven aquí.

Hay incluso una hostilidad alemana entre los alemanes ellos mismos de cierta hormiga.

Hay de hecho una ideología entera que incluye como uno de sus elementos centrales DEUTSCHFEINDLICHKEIT (la hostilidad hacia todas las cosas alemanas.)

[El tema de mi conferencia era DEUTSCHENFEINDLICHKEIT, u hostilidad hacia la gente alemana.

Cuando en el siguiente utilizo sobre todo la palabra DEUTSCHFEINDLICHKEIT (hostilidad hacia alemán de las cosas) como toDEUTSCHENFEINDLICHKEIT opuesto (hostilidad hacia la gente alemana), estoy intentando hacer claramente que me estoy refiriendo no simplemente a la hostilidad hacia alemanes, pero bastante, en un sentido amplio e inclusivo, a las diversas hostilidades contra cosas alemanas y a las cualidades generalmente por ejemplo el VOLK cultural, el estado, la población alemana general, el etc.]

 

Las diversos facetas y niveles de este complejo de hostilidades no se aíslan ni se desconectan; penetran y se refuerzan y se combinan para formar un peligro real para el VOLK alemán.

La hostilidad hacia el alemán de las cosas que Goetz Kubitschek y Michael Paulwitz discuten en su libro “DEUTSCHE OPFER – FREMDE TÄTER” (las víctimas alemanas, autores extranjeros: ) es solamente un lado de la moneda, pues discutiré después.

El otro lado de la moneda es la hostilidad que se encuentra en nuestro propio campo, que combinó con la migración masiva está creando el peligro real de nuestro sentir bien a una minoría en posee para poseer el país.

Esto plantearía obviamente una amenaza para nuestra seguridad nacional.

“Nuestro propio campo” incluye especialmente nuestro elite de poder, cuya hostilidad alemana anti plantea un problema estratégico.

La cultura occidental que incluye las formas de Alemania un contexto más amplio.  Su élite muestra la hostilidad alemana anti que tiene menos a hacer con el resentimiento real que con ideología.

 

La narrativa alemana anti occidental

 

La base más común y más extensa para la hostilidad hacia alemán de las cosas es lo que llamo la narrativa alemana anti occidental.

La “narrativa” es una nueva expresión en alemán – podríamos también hablar de una ideología de la historia.

En esta ideología, que es separada por las películas, la literatura, y las pinturas populares de la historia, Alemania ha representado un peligro para sus vecinos en el pasado y todavía representa un peligro potencial.

Por este motivo Alemania se debe inmovilizar, disempowered y diluir porque el carácter nacional alemán es democrático anti, excesivamente obediente a la autoridad establecida, collectivistic, violencia propensa, guerrero, genocida, etc., etc.

Sofistican a los actuales historiadores del día generalmente también para dibujar una línea clara y directa entre Luther, Frederick, Bismarck e Hitler, pero los efectos persistentes de tal historiografía propagandista siguen siendo hoy muy sensible, expresado en thetendency para tratar toda la historia alemana como la prehistoria del Tercer Reich.

 

Uno no puede entender este concepto de historia a menos que uno entienda el contexto histórico de la guerra civil europea que ha estado rabiando desde 1789.

[Trabajo GESCHICHTSPHILOSOPHIE UND WELTBÜRGERKRIEG de Hanno Kesting. BIS ZUM OST-WEST-KONFLIKT (filosofía de DEUTUNGEN DER GESCHICHTE VON DER FRANZÖSISCHEN REVOLUTION de la historia y de la guerra civil global: La significación de la historia de la Revolución Francesa al conflicto Este-Oeste), publicada en 1959, está bien digno de la lectura a este respecto.

Es hoy inasequible incluso en las librerías anticuarias, pero las buenas bibliotecas todavía la tienen – de todos modos, el BERLINÉS STAATSBIBLIOTHEK (biblioteca estatal de Berlín) la tiene.]

 

Esta guerra civil está siendo luchada por los adherentes de tres ideologías que cambien constantemente sus nombres, lemas y programas pero todavía conserva una identidad y una continuidad reconocibles.

Nos estamos ocupando de dos utópicos y de los worldviews uno, del liberalismo y del socialismo no-utópicos por un lado y qué diverso se llama Conservatism, reacción o simplemente el derecho político por otra parte.

Sin importar sus diferencias, ambas ideologías utópico-revolucionarias tienen semejanzas identificables que las hagan tan fundamental distinguibles de la derecha que pueden ser rastreadas a una “Meta-ideología común.”

El acercamiento utópico asume que la posibilidad de la coexistencia pacífica y civilizada entre la humanidad.

Éste no tendría que ser un milagro, sino es bastante algo que puede venir alrededor como cosa rutinaria.

Por este motivo uno no tiene que examinar y analizar los fundamentales de la sociedad sí mismo; uno puede perseguir directamente e inmediatamente la realización del paraíso en la tierra, cualquiera con reforma gradual o violencia revolucionaria.

 

Las ideologías utópicas implican varias suposiciones

 

En primer lugar, las sociedades utópicas sostienen que el hombre es por naturaleza bueno.

Las condiciones sociales tales como desigualdad y falta de libertad son responsables de la existencia del mal y deben por lo tanto ser proscritas.

El acercamiento del derecho político es que el hombre es inadecuado y débil y atascado en pecado original y debe por lo tanto confiar en una orden social para la ayuda.

Por lo tanto cierta medida de desigualdad y de esclavitud se debe aceptar cuanto sea necesario.

Las alternativas no son “libertad, igualdad, Fraternity” sino bastante caos, violencia y barbarismo.

 

En segundo lugar, las ideologías utópicas sostienen que la sociedad puede ser planeada racional; su diseño es una cuestión de razón y de aclaración.

La derecha, por el contrario, cree que cuál es tradicional y establecido se puede destruir por las críticas, pero no se puede substituir por cualquier cosa mejor con procesos racionales.

Los ejemplos de qué no se pueden substituir por el racionalismo son los conceptos de familia, de fe, de tradición y de patria.

 

En tercer lugar, las sociedades utópicas sostienen que cuál es “bueno” (por ejemplo la libertad y la igualdad) puede ser deducido racional, así el theGood es cultural independiente y universal válido.

Creen que la humanidad puede ser redimida si la Utopía derivada de principios de la aclaración puede global ser introducida.

Para los conservadores, por otra parte, cada cultura es una respuesta única, imprevista e irreproducible a la cuestión elemental de si una sociedad ordenada es posible.

La derecha acentúa la legitimidad del detalle en comparación con la validez de la ideología universal.

 

En cuarto lugar, las sociedades utópicas abrigan la creencia que la sociedad tiene que ser definida y ser analizada según sus estándares.

Estos estándares comprenden un punto de vista de normas bastante que hechos – así “qué debe ser” triunfos “cuál es.”

Se derivan de las derechas bastante que deberes.

El concepto utópico de sociedad se confunde con “razón y la aclaración” porque se emplea nociones irreales en vez de realidad imperfecta, y se confunde así desde “el bueno.”

Los errores sí mismo de Utopía de la razón para “el buenos” son porque procede de la suposición que se sirven son buenos, y éste implica que “el malo” reside en estructuras sociales y conceptos incluyendo la tradición, artículos de la fe, deber, el etc.

En su modo de ver, si las estructuras son malas los defensores de estas estructuras deben además ser malos.

Obviamente, la tolerancia no se puede basar en tal concepto de sociedad; cuanto se practica menos, menos su la sensación de los adherentes la necesidad de ella.

 

El concepto utópico de sociedad produce un concepto apocalíptico de política, según la cual la política es una lucha entre los poderes de la luz y de la oscuridad.

Por lo tanto, la guerra no se percibe como trágica e ineludible.

Se percibe según lo justificado cuando se conduce para los objetivos y los propósitos revolucionarios.

En ese caso, cada atrocidad es aceptable.

El concepto utópico percibe guerra mientras que criminal cuando se conduce para los objetivos y los propósitos contrarrevolucionarios, y entonces los medios por los cuales es conducido no se toman en la consideración.

 

¿Y qué todo el esto tiene que hacer con hostilidad contra todas las cosas alemanas?

 

Si concebimos de guerras del siglo XX como partes de una guerra civil ideológica global, Alemania representa obviamente la derecha.

Alemania podría nunca aceptar la idea que las guerras están conducidas para causar “la buena orden” por ejemplo “guerra para terminar toda la guerra.”

Esta idea del utopista da lugar a un concepto apocalíptico de política.

La idea de la “buena guerra” es parte del concepto utópico del orden mundial del liberalist según lo perseguido por las “democracias occidentales” así como la variante del comunismo perseguida por la Unión Soviética.

¡La acusación que Alemania se esforzaba para la dominación del mundo, que fue propuesta al principio del siglo XX, habría sido absurda incluso si no fue aumentada por los poderes sajones Anglo!

En cada momento de los diecinueveavo y vigésimos siglos, esos países estaban infinitamente más cercano a la dominación del mundo que Alemania estaba nunca, y continúan siendo tan en el siglo XXI.

 

Las naciones que fueron protegidas por la geografía insular han complacido históricamente en el pensamiento y gracias intrépidos a esta geografía, han podido perseguir políticas expansionistas globales.

El nuevo orden mundial liberal que apareció en el nivel internacional antes de que la primera guerra mundial fuera también una ideología apropiada para el pensamiento utópico global, puesto que la política de poder imperialista funcionó como la rama armada de Utopía.

No es verdad que uno era simplemente una función del otro.

Ambos aspectos de la política sajona (y particularmente americana) Anglo) eran aspectos de uno y la misma comprensión de la política.

 

Por el contrario, contrarrevolución institucionalizada tradicionalmente representada de Alemania.

El pensamiento del utopista de Globalist era extranjero al elite de poder alemán, puesto que hicieron frente a la realidad de gobernar un estado que fue amenazado constantemente del interior así como del exterior.

Su horizonte político era continental en comparación con insular, y así que fueron referidos a la consolidación de qué existió realmente.

El Reich adoptó de hecho liberal, democrático e incluso ideas socialistas – considere la legislación social Bismarckian.

Sin embargo, hizo tan solamente a condición de que estas ideas consolidarían la orden existente.

La puerta estaba abierta para que las ideas socialistas se conviertan, pero nunca serían permitidas destruir la orden existente.

 

Este concepto político (renuncia de políticas revolucionarias o utópicas) determinó las políticas no sólo de conservadores, pero de los liberales las también, y en última instancia incluso políticas de los Demócratas sociales.

La tendencia a pensar en términos revolucionarios y utópicos era simplemente extranjera a Alemania – era demasiado débil y expuesta para intentar cambiando el orden mundial o para entretener ideas de la conquista del mundo.

Sin embargo, Alemania era por lo menos potencialmente fuerte bastante traer Europa en su ámbito de influencia y bloquear así el establecimiento de un nuevo orden mundial; y si Europa fuera a ser verdad a su nombre, tendría que hacer además.

 

La guerra contra Alemania, que, como Winston Churchill observó, era de hecho una guerra de treinta años que duraba a partir de 1914-1945, no fue luchada obviamente en respuesta a ninguna “crímenes” confiada por los socialistas nacionales.

En lugar, la guerra de la guerra de treinta años contra Alemania fue luchada para forzar Europa en el orden mundial liberalist-utópico y la esfera sajona Anglo del control.

Alemania no suscribió a ningún principio grandioso que quisiera hacer real.

Era una nación arraigada en la realidad concreta cuyas orden y metas fueron derivadas no de diseños utópicos pero de necesidad práctica.

Los alemanes no tenían ninguna lealtad abstracta hacia liberal o ideales “democráticos”, y esto es qué trajo en la acusación propagandista de ser excesivamente obediente.

 

Alemania no fingió luchar para la dicha universal, por lo tanto tuvo que defender los intereses que fueron definidos no no ideológico sino bastante étnico.

Los enemigos de Alemania interpretaron esto como “nacionalismo.”

De hecho, Alemania defendió valores comunales en vez de los derechos individuales.

No era coincidencia que un tema actual en sociología alemana era ofGEMEINSCHAFT de la oposición de Ferdinand Tönnies‘ (comunidad) al GESELLSCHAFT (la sociedad.)

Esto es lo que constituida el “colectivismo” cuyo acusaron a los alemanes.

Los ideales comunales están operativos solamente cuando se anclan en emociones auténticas, la fuente del cliché del “romanticismo alemán” y la “irracionalidad.”

 

En fin, los hechos que los alemanes eran diferentes y pensados diferentemente de los anglosajones y que no tenían ningún sentido de Utopía, pero bastante representado un peligro para su realización global, hecho les la figura enemiga principal para el pensamiento utópico occidental.

Los clichés sobre el carácter nacional alemán representan la descripción torcida y demagógicamente perjudicada de las tendencias y de las disposiciones que eran realmente (y siga siendo) presente.

Estos clichés eran imprescindibles porque un país como Alemania no podría permitir Utopianism globalistic.

Como vemos hoy, Alemania todavía no puede permitirse lo.

Si la gente sajona Anglo ellos mismos puede continuar permitiendo queda ver…

 

[La parte II de DEUTSCHENFEINDLICHKEIT se ocupará de la adopción de la narrativa anti-Alemana occidental de los alemanes ellos mismos y de las consecuencias que se han presentado de esto.

 

****************

 

El traductor es un “Germanophilic Germanist” quién intenta hacer los artículos alemanes significativos accesibles a Germanophiles que no leen al alemán.

 

 

 

 

 

 

 

 

Diesen Beitrag weiterlesen »

Cuatro tesis en Alemania y el oeste

[Machine translation. No liability for translation errors. Traducción automática. No nos hacemos responsables de errores de traducción.]
Comments in English, please. View original article

por Schattenkoenig

Para prepararse para una entrevista con Carolyn Yeager, Schattenkoenig resolvió en inglés los pensamientos siguientes para destacar algunos aspectos cruciales de la situación de Alemania (y, generalmente el oeste).

I. El concepto alemán de Geopolitik

El término describe un esquema de las estrategias políticas globales centradas en el Reich alemán y fundadas en la tradición de las visiónes holísticas que habían dominado el pensamiento alemán desde las Edades Medias, cuando el Reich (Sacro Imperio Romano de la nación germánica) había formado una clase de apoyo que ordenaba para las naciones que mantuvieron su autonomía y carácter nacional. En la nueva edad, un punto de vista más genético fue establecido, dando respecto caracteres a diversa gente los‘.

El más importante parece a mí el arraigo del alemán Geopolitik en una perspectiva científica y racional ganada de qué se da naturalmente. Piensa en la gente a partir de cuál son realmente y de cuáles son sus potenciales realistas, en vez de formar a gente según una cierta ideología utópica que sea inadecuada para la realidad. Los poderes victoriosos sobre Alemania en 1945 desafortunadamente seguían conceptos ideológicos y tenían poco respecto por las condiciones naturales de la gente‘. Si la realidad hace sus opiniones utópicas fallar, peor hacen que resulta para la realidad que son forzadas al cambio del „“- hasta todo el mundo despiertan en una nueva Unión Soviética totalitaria y globo-que atraviesa sin la libertad dejada para hablar hacia fuera los hechos.

Geopolitik era plenamente consciente del hecho de que había poderes en el mundo que tenía como objetivo erigiendo un sistema totalitario y artificial tan global. Los intelectuales alemanes habían reconocido completamente capitalismo y marxismo liberales occidentales como dos lados de una medalla o, en de una mejor analogía, de dos brazos en un movimiento de tenazas con el objetivo de abrumar todas las naciones y de mezclarlas en un sistema económico de mundo. Geopolitik era una teoría defensiva contra estas tentativas emprendidas por Francia, Gran Bretaña y, más adelante, por la Unión Soviética.

El ideal de la geopolítica alemana era la nación orgánica del „“, definió como a la gente físicamente, moral y económicamente sana que explotaba óptimo sus potenciales dados. La economía nacional debía ser salvaguardada de dependencia a los intereses exteriores, por lo tanto un esfuerzo para la autarquía del „“fue adoptado. Una nación que puede producir todo él necesita y consume dentro de sus huéspedes guardados es menos probable ser chantajeada o ser sofocada en caso de conflicto.

Este concepto era ya una motivación fuerte antes de Primera Guerra Mundial, y los socialistas nacionales añadieron el concepto de pureza racial del „“mientras que creyeron el carácter de una gente e incluso de sus decisiones políticas determinated por su genética. Esto también llevó a los errores no recuperables, e.g mientras que esperaron que Inglaterra fuera un aliado natural contra Francia y Rusia. No habrían podido ser más futuras de qué entonces sucedió realmente, pues Gran Bretaña (y también los E.E.U.U.) fueron minados y derribados totalmente por un poder clandestino capaz de dominar a una gente totalmente, económicamente y mentalmente.

Mientras que la gente alemana todavía estaba en crecimiento demográfico en ese entonces el concepto fue desarrollado, y Alemania tenía ya una alta densidad demográfica, el concepto importancia ganada de Lebensraum del „“. Incluso la idea que una nación más pequeña que no tenía ninguna oportunidad de ganar autarquía y fuerza en sus los propio fuera desaparecer y llevar a su mayor vecino parece haber subido de los conceptos más tempranos, y fue popularizada solamente por Hitler y los socialistas nacionales como clase de darwinismo social de naciones. El concepto no tiene nada hacer con genocidios o gente del exterminio a favor de otro, pero como había una teoría en la cual los países tienen gusto de Bélgica, Luxemburgo o Polonia no tenía ninguna perspectiva de la existencia mucho más de largo, parece no más una cosa grande para limpiarla del mapa deliberadamente y para someter a su gente al dominio alemán.

El Geopolitik también tenía poco respecto por fronteras existentes debido a la condición natural de Alemania que no tenía ningún límite natural y por lo tanto que estaba conforme a intrusiones extranjeras durante siglos (e.g los treinta años‘ de guerra). El único huésped del interés era el „Volksgrenze “, que fue permitido ampliarse, también llevando a los medios militares, si la gente alemana se amplió continuamente.

II. Concepto alemán y occidental de ciencia económica

De una manera similar como Geopolitik, la opinión alemana sobre la economía era integrada y holística. Había sido siempre un consenso, incluso más allá del huésped alemán, que los mercados totalmente incontrolados plantean una amenaza severa para la libertad y la seguridad de la gente e incluso pudieron terminar para arriba en el hambre total y el genocidio. En una economía incontrolada mediante „el estado “allí sería el apuntar activo de los jugadores al control siempre mayor del mercado y a beneficios siempre mayores, y más el beneficio un jugador podría hacer, el más poderoso y menos escrupuloso él se convirtió, y como él cuida no para el bienestar pero solamente el suyo de la gente beneficio, el resultado sería un monopolio grande con los precios para las cosas de la necesidad básica que el consumidor medio no puede pagar.

Los científicos económicos alemanes, e incluso de otros países europeos tales como Francia, Italia o Inglaterra, eran conscientes que, para alcanzar la meta de la prosperidad nacional, allí tuvo que ser establecido una economía controlada por el Estado para las cosas de necesidades básicas, tales como agua, electricidad, comida, comunicación y transporte.

Si usted está hablando con los liberalists económicos hoy y sube con este hecho, denunciarán generalmente tales clases de pensamientos para ser marxista del „“, „socialista “u otras palabras fuertes. Inhalated el concepto de libertad total de cada movimiento económico, especialmente de la de gente y de dinero. Mientras que hacen tan en oder para silenciar la oposición incluso antes de que puede desarrollar sus pensamientos totalmente, no podrían ser más futuros de la verdad. De hecho, el concepto de libertad total del mercado está en sí mismo mucho más marxista que el acercamiento continental tradicional a la economía.

El liberalismo, mientras que domina discusiones científicos y políticos hoy, viene de una escuela de pensamiento totalmente diversa que no tenga ninguna raíz en la teoría tradicional de la economía nacional. Los que formularon los trabajos esenciales sobre economía liberal tenían su experiencia personal no en el campo del trabajo y de la fuente de trabajo o de organización para la gente en cierta área pero tratada bastante en comercio transregional o en mercados de acción. Por lo tanto no es una sorpresa que su propio interés económico viene dominar su edificio teórico. Esta gente hizo su interés en ningunos límites para el comercio en una ley económica central del „“, aunque no sea ningún derecho natural como la ley de la gravedad sino demanda a la legislación.

La teoría del „“de mercados libres, que es de hecho una manera maravillosamente aproblemática para global actuar las preocupaciones comerciales para ganar enormes cantidades de beneficio, incluso se atreve hoy a forzar los flujos fundamentales del „cuatro “sobre cada nación. Estos flujos son: Dinero (Investitions adentro y beneficios hacia fuera), mercancías (los recursos naturales SE DEBEN permitir hacia fuera por todas partes, productos adentro por todas partes), información (respecto a factores de producción) y mano de obra. La cosa pasada de éstos es la más peligrosa de todos, pues un libre flujo de trabajadores a través del globo arraigará encima de gente entera y la forzará en un sistema desalmado de explotación y la maximización de beneficios. Para asegurar estos cuatro flujos, la estrategia militar de los E.E.U.U. considera para establecer un quinto flujo: el de los “servicios estratégicos de los E.E.U.U.”, que realmente medios: Guerra en cada nación que resiste la puesta en práctica de los flujos.

Donde Marx critica capitalismo del „“, es siempre esta forma de capitalismo que él describe. Desde la perspectiva 19. del siglo temprano Alemania, ésta es tan falso que había medios reales de limitar y de moderar mercados por la legislación imponente a favor de bienestar nacional. La discusión principal de Marx‘ es: En una economía como él la describe, la revolución es una necesidad. Pero como Marx considera la revolución una necesidad de todos modos, porqué las cosas no dejadas resultan realmente malo para las masas primero. Por lo tanto los capitalistas más sin escrúpulos, los banqueros internacionales y los marxistas conseguidos siempre a lo largo tan de muy bueno por los 150 años pasados. Los marxistas, de hecho, incluso son stormtroopers de los banqueros los‘ que hacen su trabajo sucio pero necesario.

El sistema de regla marxista vendrá manera, sea vía una revolución marxista o como una amenaza del arrastramiento, pues es hoy. Ni el liberalismo occidental ni el marxismo clásico llevará a sociedades europeas y americanas fuera de ese movimiento de tenazas. Quizá una consideración de las teorías continentales establecidas desde hace tiempo pero largo-olvidadas de la economía holística puede proporcionar una salida.

III. Propaganda de la guerra

Después del establecimiento de grandes naciones estado, pusieron a los grandes ejércitos derechos, y para proporcionar a estos ejércitos un sentido para de cuál estaban, los estados tuvieron que conducir propaganda en una mayor escala. Los poderes occidentales, especialmente Gran Bretaña, tuvieron este punto muy temprano. Gran Bretaña era la fuerza impulsora en encirculating el Reich alemán, pues, de la posición de no. 1, tenía miedo del concurrente que subía posiblemente en el continente. Para preparar una guerra contra Alemania propagandista, el Tavistock Institute del „en relaciones humanas “fue fundado. ¿Nunca oído hablar le? Y ahora todavía está en existencia, por 100 años. Este instituto instrumentalized la difamación, la infamia y las mentiras para la causa de demonizing Alemania como gente.

Para conseguir enlaces de guerra vendió a los ciudadanos británicos simples para financiar las medidas de la guerra de Gran Bretaña, el instituto puesto en sus carteles de la propaganda la idea de Alemania que tenía como objetivo que conquistaba el mundo entero y que esclavizaba a británico. ¡Separaron las mentiras de los soldados alemanes que cortaban manos a los bebés las‘, violando a monjas belgas y procesando a soldados británicos caidos en la comida de los cerdos – incluso en WWI!

Hay esta persona nombrada Edward Bernays. Él era un judío americano, sobrino a Sigmund Freud. Pues la red judía quisiera que América se uniera a fuerzas con Gran Bretaña contra Alemania, Bernays fue a Gran Bretaña y trabajó en el Tavistock Institute con el objetivo de hacer propaganda de a la gente americana hasta que ella creyera guerra contra Alemania, a la cual los E.E.U.U. no confinaron y a la cual nunca planteó una amenaza directa para ella, era una necesidad. ¿Puede usted pensar en un mayor acto de la traición que consiguiendo su patria en una guerra a favor de un poder extranjero, sin el interés más leve para sí mismo? Después de que la guerra hubiera terminado, Bernays instrumentalized algunas de las técnicas propagandistas para hacer publicidad y para las campañas públicas, que se conocían como relaciones públicas.

Alemania no tenía nada fijar contra esta perfidia. Intentó presentar los hechos y las figuras sobre la educación nacional, el gasto para las fuerzas armadas de arma y la cantidad de naves de guerra construidas para invalidar las acusaciones de ser „brutal “, guerra-buscar del „“o militarista del „“. Desafortunadamente, la verdad sobre estos temas es solamente presentable como números, y los carteles de la propaganda que presentan números no son muy supuestos coger ojos a la gente los‘ y traerla en dinero de enlaces de guerra. Solamente 1917, los alemanes hicieron su primer cartel de la propaganda de la imagen-solamente, mostrando a un soldado con el siegen de los uns de Helft del „de las palabras “(ayúdenos triunfo). Aumentó diez veces el resultado de los carteles anteriores. Trágico, antes de que Alemania perdiera WWI militarically, perdió la guerra propagandista.

Y esta tragedia incluso repetida en WWII, como Alemania había extraído consecuencias del desastre de la propaganda en WWI. Las ramas propagandistas de los aliados de Goebbels el‘ ministerio de la aclaración pública y de la propaganda, que demonized posteriormente como decir mentiras infames, realmente acababa de encontrar una manera de poner cosas en títulos pegadizos mientras que‘ separaron mentiras aún más diabólicas sobre el mundo. Desafortunadamente, el poder que mintió perdido mucho menos otra vez y después fue culpado por todos los pecados cada poder que luchaba había confiado. Apenas mire para arriba el nombre de Ilja Ehrenburg si usted quiere saber de qué clase propaganda de la guerra de los aliados era la‘.

IV. The situation in Germany today

Any German who still thinks the German education system will provide him with an adequate mindset is hopelessly enslaved by the Matrix. Germany today is not a free country, but the elites never stop praising their system as „the most democratic, the most free state ever in existence on German soil“. In fact, you are free to consume drugs, you are free to kill your children as long as they are yet unborn, you are free marching naked through the streets on one of those notorious CSDs – but you are NOT free to call this kind of „freedom“ decadent and menacing to our future. You are also not free to claim that the procreation of imported Islamic minorities will not only put these symptoms of decadence to an end but also will bury the small rest of our civil rights when they start struggling for the installation of Sharia Courts.

This struggle is IMO about to come, but I don’t consider it to be possibly successful. Islamists have been brought in in masses to destroy the traditional character of the country, to riot in the streets and to stoke fears among the populace, but the main purpose is to make the peoples more likely to accept a totalitarian control system, a Police state which is designed mainly by the EU. The Federal Republic is even eager to deconstruct its own statehood, its own possibility to handle the coming conflicts because the FRG-Pseudo-Elites are so eager for careers in Bruxelles and are, of course, highly confident in the European Utopia. What the average German says about this bureaucratic juggernaut doesn’t matter at all, as with modern media manipulation tools in „modern-day Democracy“, the „Souvereign“ (i.e. the average) can be forced into arbitrary states of mind.

In 2007, I took part in a demonstration in Bruxelles on September 11th in order to commemorate the victims of the New York atrocity. At that time I was still very much „critical to Islam“ and believed the lie set up by people like Ralph Giordano („Not migration is the problem, but Islam is“ – in fact it’s just the other way round). But nevertheless the event was forbidden by the Communist Bruxelles mayor (in Belgium, unlike in Germany, mayors even have the power to forbid demonstrations). Heavy armed police forces were out on the streets, with armored cars on every corner. I saw a man arrested for nothing but standing with a Crucifix and recitating verses from the Bible. I saw people getting handcuffed for flying national flags. Later I heard that there were even MdEPs (Members of European Parliament) and members of the national parliament of Belgium, of the group Vlaams Belang, heavily beaten up and taken into arrest. The Bruxelles mayor had deliberately ordered French-speaking police forces from the Walloonia to „pacify“ the situation, exploiting the inner-Belgian national conflict for his purposes. In Bruxelles, the Muslim part of the population was then already 57%, and the Communist Party led a coalition with several Islamic fractions in the town hall.

In 2008, there was a rally organized in Cologne called „Antiislamisierungskongreß“. A few hundred demonstrators were present, but the official city government organized a counter-demonstration which consisted of more than 20,000 leftists and „Gutmenschen“. The mayor of Cologne, whose son was even killed by a Turkish car driver in 2001, called the conservative demonstrators „braune Soße, die ins Klo gehört“ (brown sauce belonging into a toilet). The Police „failed“ in protecting the demonstrators, of which some were heavily beaten up. A river boat they had rented for the day was thrown at with stones so it almost sank. Finally the whole event had to be blown off. Leftist and militant „Antifa“ forces, indoctrinated school classes, Marxist priests with their also indoctrinated parishes join forces with the official administration – and in the future also with the police – against those who simply rally for Germany to keep its German character. This mess is called „Aufstand der Anständigen“ (Rise of the Righteous).
To provide oneself with a more adequate picture of his country’s very own history, one has to really be both courageous and creative. There is a newspaper which is in fact just a little bit more right-winged than the Allied-licensed press cartel (Junge Freiheit). It comes out weekly on Fridays. Sometimes when I wanted a copy, all the copies from my local kiosque were sold out by Friday 12:00 and no copies were left. This wasn’t because of a high demand for the paper but because the copies were not delivered to the kiosque – some leftist working for the delivery company had got behind what was in the package and simply annihilated it. In another press shop I asked for that newspaper and almost was kicked out by the shopkeeper, who then got a highly red head and almost wasn’t able to speak properly how much she despised of „people reading such papers“, and she „didn’t want to have to do with such papers“.

And the Junge Freiheit is long not capable of providing you the entire picture. Articles on general history dealing with the national socialist epoque are quite sparse. I most profited from reading the „Deutsche Geschichte“, a revisionist magazine which appears six times a year. The Editor reported of one case in which shopkeepers were threatened to get their shops burnt down by Leftists for just having the Deutsche Geschichte in its shop! The Editor also organizes meetings with Revisionist experts. Those meetings regularly have to be cancelled, as there are Leftists who „inform“ the hotel owners on what kind of historical views their guests have, and then the hotel clerks refuse to grant access for the referents.

This is also the way Leftists deal with unwelcome political forces such as „Die Freiheit“ (which internally is, in fact, more liberal than the CDU) or „Pro Deutschland“. These groups are simply unable to find a location to conduct their party meetings at because the location owners always get „informed“ and then act as expected. Nobody can publicly allow himself to be courageous, as reputation can – and will – be immediately destroyed. Would you want to resist a force which is willing to rip you off everything you own and even threatens to harm your home and family?

The head of the right-wing NPD, Udo Voigt, also once got kicked out of a hotel where he was spending his vacation. The hotel owner’s „explanation“ was that the other hotel guests’ right for an undisturbed stay at the hotel would outweigh the right of Mr. Voigt to stay in the hotel. Furthermore, as a private businessman he was able to decide who he wanted to have business with and with whom not. Mr. Voigt went to a court, which ruled that the hotel owner was right in doing so.
Such was the state of the German Nation in the past decade, and the actual decade is far from doing any better.

Diesen Beitrag weiterlesen »

Desaprovação liberal e conservadora do Islão

[Machine translation. No liability for translation errors. Tradução de máquina. Não se responsabiliza por erros de tradução.]
Comments in English, please. View original article

Um texto publicado originalmente no alemão em pi-news.net (de “und Islamkritik konservative Liberale „), destacando a diferença ideológica entre as duas asas do movimento anti-Islâmico em Europa, e discutindo para uma desaprovação mais conservadora do Islão.

Eu espero que os oradores ingleses nativos desculparão muitos erros na tradução. Eu poderia tê-los evitado pelo primeiro escrevendo para baixo a tradução, lendo então para fora. Mas este é um vídeo, e eu pretendi preservar seu caráter oral.

Diesen Beitrag weiterlesen »

Porque “a defesa esperta” é o oposto da defesa esperta

[Machine translation. No liability for translation errors. Tradução de máquina. Não se responsabiliza por erros de tradução.]
Comments in English, please. View original article

por Skeptizissimus, o 10 de outubro de 2011, tradução por Google

Antes de mais nada: a defesa é provavelmente a condição prévia a mais importante para a soberania indisputado de um país. E a soberania na lei internacional e na lei estadual inclui a integridade do território nacional e as decisões do governo.

Aqueles que salvar acima alguma simpatia residual mínima para a república federal e talvez mesmo secreta esperam que os meios não estão trazidos na linha como se por uma força invisível, pode, com algoritmo de busca novo de Google, a busca para o termo “defesa esperta”. Surpresa! Nenhuma estação do jornal ou de televisão do idioma alemão relatou nos resultados da assinatura da conferência de Bruxelas de ministros de defesa da OTAN.

Os agradecimentos ao russo a RIA Novosti do semi-governo, lá são felizmente pouco esclarecimento:

Além disso, uma parte da soberania residual restante de Alemanha e de todos os Estados-membros está sendo corrmoída. A defesa da OTAN deve ser feita no campo do armamento “mais eficiente”.

[Lido mais…]

Diesen Beitrag weiterlesen »

Hostilidade para a parte III dos alemães: Culpa branca e nacionalismo islâmico

[Machine translation. No liability for translation errors. Tradução de máquina. Não se responsabiliza por erros de tradução.]
Comments in English, please. View original article

Hostilidade para a parte III dos alemães:
Culpa branca e nacionalismo islâmico

Escrito por Manfred Kleine-Hartlage

Traduzido por J M Damon

Uma tradução de um blogue alemão afixado em

[Seguir é a parte III de minha leitura “hostilidade para os alemães – tomando o estoque” que foi apresentado ao für Staatspolitik de Institut (instituto para a política do estado) como parte da 18a colóquio de Berlim o 16 de julho de 2011.]

Expansão do Paradign da anti hostilidade alemão
ao oeste inteiro

Como nós vimos, a hostilidade para Alemanha e alemães existe em três níveis.
No mais baixo (primeiro) nível, é o tipo da hostilidade ou do antagonismo que são dirigidos para um Volk ou um pessoa específico (em nosso caso os alemães.)
Neste nível nós estamos tratando os ressentimentos simples que datam aos antagonismos anteriores (tais como aqueles com os Pólos, o inglês e os judeus.)
(Em segundo) em um nível mais alto, a anti hostilidade alemão é a expressão de um tipo da ideologia globalistic.
Alemanha foi supor historicamente para ser o antagonista prinipal (“o mal quintessencial „), e Alemanha poderia outra vez ser vista esta maneira.
Estes antagonismos conduziram à hostilidade (em um terceiro) nível ainda mais abstrato.
O antagonismo contra os povos alemães é parte de uma síndrome ideológica que seja dirigida contra a existência de grupos nacionais por si mesmo, particularmente contra brancos.

Presentemente, a anti ideologia alemão universalized a um paradigma branco da culpa. De acordo com o paradigma branco da culpa, os povos brancos são carregados com a culpa devido a sua natureza má. O paradigma inclui a expansão da anti ideologia alemão a todos os países do oeste, e sua “culpa” toma os formulários diversos que incluem o colonialismo, a exterminação de indianos americanos (junto com outros povos nativos) e mesmo a escravidão africana.

Os povos brancos são responsabilizados pela escravidão africana apesar do terno de que era um breve interlúdio na cultura ocidental e é além disso uma instituição abençoada por Allah, de acordo com a lei islâmica. É praticada ainda não oficial em muitos países islâmicos e seria praticada ainda em África se o oeste não a tinha abulido. De acordo com o paradigma branco da culpa, os estados ocidentais devem pagar por sua culpa rendendo suas terras à invasão por povos nonwhite do mundo inteiro. Este paradigma “politicamente correto” tem a auto-destruição elevado a uma virtude oficial e a um imperativo moral em quase todos os países ocidentais.

Este genocídio auto-encarregado no oeste envolve a em-migração maciça mais do que meramente de permissão, desde que o globalismo aponta abulir mais do que apenas grupos nacionais. De acordo com sua génese da iluminação, e em nome da utopia do homem Auto-Criar, toma o alvo em todos os laços pre-existentes.

São incluídas entre estes laços família e todas as diferenciações género-específicas. Neste assalto nas instituições ocidentais, o globalismo utiliza lemas tais como de “a integração género” e dos “as famílias retalhos,” e defendem a homossexualidade, morais sexuais hedonistic, aborto; etc.
Geralmente, o globalismo opor a ideia que o homem pode ser mais do que um indivíduo atomizado, e rejeita a possibilidade que o homem pode ser parte de uma totalidade transcendente, uma parte integrante de uma progressão natural das gerações. Aparentemente nós não podemos inteiramente banir a ideia da responsabilidade para aqueles nascidos depois que nós – aparentemente é nascida em nós.

Contudo, o utopianism globalistic sucedeu em desalojá-la de seu embedment em uma corrente real das gerações e transferiu-à um nível totalmente abstrato. Este era todo o mais fácil porque a responsabilidade para uma “humanidade abstrata” ou a “criação” é serida idealmente para aliviar o indivíduo da responsabilidade real para sua própria vida assim como as vidas de suas crianças.
O indivíduo assim “liberado” paga por sua “libertação” com apoio político para projetos mais ou menos totalitários para o êxtase de toda a humanidade.

Supérfluo para dizer, o globalismo procura privar a religião (especialmente cristandade) de sua autenticidade, porque os cristãos oficiais com estado vão aproximadamente proclamar que aquela “todas as religiões se esforçam para o mesmo objetivo”. Esta ideia é altamente suspeita aos seguidores de “todas as religiões” exceto a cristandade, mas irrita ocidentais não mais do que a objeção tradicional e óbvia: se todas as religiões se esforçam para a mesma coisa, por que há tão muitas religiões diferentes? A reivindicação da religião cristã à verdade, cujos os artigos de fé centrais incluem a opinião que o homem apenas não pode se resgatar, interrompe a realização da utopia da iluminação. Por este motivo, o folclore religioso tradicional muito pequeno tem que sobreviver.

É necessário que o Globalists ancore esta síndrome ideológica mais do que apenas em nossas cabeças, contudo. Se aquele era tudo que é exigido, poderia facilmente ser deslocado pela argumentação. A síndrome é ancorada igualmente estrutural em uma rede internacional da elite cujos os seguidores sejam obrigados apoiar este paradigma ideológico. Além, é incluída no estado variado incontável e nas instituições não governamentais. A força que está minando a vontade e a capacidade para a auto-afirmação entre povos europeus não é apenas a ideologia própria, mas um pouco uma estrutura complexa que construções nesta ideologia e é dedicada à destruição de nossos povos.

Nacionalismo islâmico

As estruturas da família, do Volk e da religião forneceram tradicional a solidariedade nas sociedades ocidentais, mas estão sendo desmontadas agora ideològica. As sociedades ocidentais são atomizadas agora quando confrontadas com a imigração maciça pelos muçulmanos, cuja a sociedade não é contaminada com ideologia autodestrutivos.

Compreende-se bem que o Islão não é simplesmente uma religião mas um pouco uma ideologia social e uma ordem social também. É uma ordem social que seja programada auto-estabilizar. O Islão força tudo que mantem a sociedade humana unida. O equilíbrio frágil e complexo de forças centrífugas e centrípetas, de liberdades e de limitações, de direitos e de deveres que caracterizou sempre sociedades cristãs é estrangeiro ao Islão. Este equilíbrio tem sido interrompido hoje no oeste pelas forças centrífugas e emancipando que ganharam as vantagens.

A distinção entre “nós” e “você,” entre crentes e descrentes, somos centrais à religião do Islão. Esta distinção não é uma adição coincidente da Idade Média que pode arbitrariamente ser suprimida de sua religião. Um pouco, é inerente em suas imagens do deus e do homem.
Se o homem não é feito na imagem do deus, porque o postulado dos cristãos e dos judeus, mas é pelo contrário invenção e propriedade puras, de fato um escravo de seus criador, a seguir submissão total a Allah (“Islão „) é o único relacionamento apropriado.
Assim os muçulmanos são a priori melhores povos do que não-Muçulmanos, desde que os não-Muçulmanos resistem Allah, que é ofendido por sua existência mesma.
A favor de tal intolerância o Alcorão não poupa discursos inflamados do ódio contra os “descrentes” cujos inferioridade e o depravity compreende uma suposição básica do Islão. Assim a lei da inimizade deve permanecer de terno entre muçulmanos e não-Muçulmanos até o triunfo mundial do Islão.

Sob tais suposições, uns etos da autocrítica não podem tornar-se.
O Alcorão opor a advertência bíblica “juiz não, a fim de que não você seja julgado igualmente” com “nós seja a melhor sociedade que existiu nunca entre homens, nós esforça-se para o bom e proibe-se o mal, e nós acreditamos em Allah.” Sua camisa naturalmente pode caber mais confortavelmente do que seu revestimento, e assim que um turco por exemplo pode ainda favorecer o bem-estar de seus próprios povos sobre aquele dos árabes (para não mencionar os Curdos.)

A afirmação fundamental que a humanidade deve ser considerada igualmente através dos vidros do Nós-você relacionamento apresenta o worldview de muçulmanos menos religiosos. Nos países tais como Turquia inspira o nacionalismo étnico também.
O terno de que os povos muçulmanos podem ser inimigos de um outros não interfere com sua formação nós agrupa na oposição aos descrentes.
A solidariedade muçulmana contra descrentes é de fato a norma social central do Islão.

Disto levanta-se a impossibilidade para muçulmanos de formar um acessório a uma nação dos não-Muçulmanos, a menos que for restringida às legalidades formais tais como a obtenção da cidadania. Este mais adicional ilustra a impossibilidade dos muçulmanos que formam acessórios aos grupos dos não-Muçulmanos. Em sua opinião, colocar um valor mais alto na solidariedade com uma nação não muçulmana do que a solidariedade entre muçulmanos seria tão imoral que seria uma impossibilidade imediato.

Se uma sociedade é o “muçulmano” ou não depende da liderança política.
Por exemplo, se os muçulmanos ocuparam posições da liderança, poderiam considerar Alemanha como um país muçulmano. O Volk alemão, a quem poderiam então ser leais, em sua opinião, consistiria em muçulmanos como se. O restante anteriormente do alemão Volk seria então mero Dhimmis, uma minoria étnica e religiosa que tolerariam e já não considerariam o “alemão.”

Estes traços dotam o Islão com uma capacidade coletiva enorme para pôr com sucesso completamente seus programas, especialmente contra o oeste degenerate. Vai sem dizer isso uma sociedade cuja a imagem do mundo inteiro seja construída que em Nós-você é certo que a diferenciação terá a vantagem nas confrontações com uma sociedade que seja inconsciente de tal distinção, e a consideraria mesmo imoral.

O desprezo do Islão para descrentes, que é uma parte integrante de seu worldview, gira para diar quando os descrentes são predominantes.
Tal ódio não é dirigido presentemente especificamente em alemães em particular – geralmente, os alemães são mais populares no mundo islâmico do que outros povos ocidentais. Em lugar de, dirige-se contra o que sociedade acontece estar na maioria, que em Alemanha acontece ser o “Scheiß-Deutschen” (alemães Shitty).

Em todo caso uma aquisição maioritária muçulmana é possível somente devido aos esforços de um cartel dos funcionário internacionais da elite que adotaram e interiorizaram uma utopia globalistic. Na análise final, este cartel constitui o partido revolucionario da guerra civil européia que permite não somente que este processo ocorra, mas para promovê-lo ativamente. Em fazer isto, está aproveitando a seu carro os interesses especiais da esquerda política junto com minorias de cada descrição. As minorias estão servir-lo muito bem.

Diesen Beitrag weiterlesen »